Discoteca “Florida Club” se burlaba de la ley

La Municipalidad Provincial de Trujillo revocó la licencia de funcionamiento otorgada en noviembre del año pasado a discoteca Florida Club G&C SAC, ubicada en carretera Industrial, sector Primavera, declarando fundada la denuncia de un vecino ya que no se venía cumpliendo las condiciones exigidas para su emisión, generando perjuicio, malestar e intranquilidad en la zona.

Este caso fue transmitido en audiencia pública, a través de las redes sociales de la MPT, como venía haciendo el alcalde Arturo Fernández, que se encuentra de licencia por una intervención quirúrgica. Mario Reyna, alcalde en funciones, condujo esta sesión en la que se convocó al representante de la discoteca para escuchar sus descargos o alegatos, pero no se presentó.

“No vamos a permitir más escándalos y que se generan acciones de violencia por el consumo de alcohol. Si una discoteca quiere funcionar como tal debe acatar lo que establecen las normas; tampoco vamos a permitir el excesivo volumen”, dijo la autoridad edil.

Según explicó, el cierre de la discoteca es definitivo al habérsele retirado la licencia de funcionamiento y se procederá de manera similar con negocios similares infractores, como los que hay en av. Túpac Amaru.

“Hemos venido a poner orden. Tenemos que recuperar la tranquilidad y derecho al buen vivir de los ciudadanos y, como lo ha dispuesto el alcalde Arturo Fernández, vamos a transmitir públicamente estos casos para que la población vea que no hay ningún arreglo bajo la mesa”, recalcó.

Adelantó que propondrá ante el Concejo Municipal un horario de inicio y cierre para las discotecas. Ya no funcionará hasta las cinco de la mañana. Tiene que haber orden, considerando que el excesivo consumo de licor  genera violencia y otros actos. Igualmente que en el futuro en la entrega de licencias se va a considerar la ubicación del inmueble antes que al administrado, para evitar que sigan cambiando de nombre y que se exigirá el certificado de defensa civil.

En el caso de Florida Club G&C SAC, Luis Crisólogo Solano, su representante, solicitó la licencia para el funcionamiento de salón de baile con expediente N° 53279-2021 y con fecha 22 de noviembre del 2022 la Subgerencia de Licencias y Comercialización emitió tal documento (N° 002351-2021-MPT-GDEL-SGLC). Sin embargo, se había desnaturalizado el uso al expenderse en este local bebidas alcohólicas, lo que no le estaba permitido.   

En la Resolución de Alcaldía revocando la licencia, también se declaró improcedente la nulidad interpuesta por Crisólogo Solano, por no haber sido planteada dentro de los recursos contemplados en el decreto Supremo N° 04-2019-JUS, que aprueba el texto Único ordenado de la Ley N° 27444 – ley del Procedimiento Administrativo General.

Como parte de este procedimiento, la MPT verificó en operativo y a través de la página web de la discoteca que se expendían bebidas alcohólicas en esta discoteca, lo que había sido motivo de queja de los vecinos de la zona e incluso de un colegio (Nova Schools).

La revocatoria de la licencia de funcionamiento es un mecanismo de control de la actividad administrativa pública para asegurar que sus actuaciones se ajusten al ordenamiento jurídico y garanticen la protección de los derechos de los administrados frente al ejercicio de las potestades legalmente atribuidas.Florida G&C SAC desnaturalizó su licencia de funcionamiento por cuanto realizaba actividad distinta, siendo esta de bares y cantinas, giro no compatible para el uso autorizado. Esta discoteca fue clausurada temporalmente por personal de Defensa Civil de la MPT, pero cuando estos se retiraron del local volvieron a abrir. Mario Reyna agregó al respecto que se interpondrá denuncia en el Ministerio Público por desobediencia a la autoridad.

About Author

spot_imgspot_img
Causa Justa

Destacadas

Artículos Relacionados